Facebook Twitter Google +1     Admin

Empresa Comunitaria,Autogestión y Justicia Social

 
 La Empresa Comunitaria, autogestión y la Justicia Social
 

 

Texto: Sergio Estrada Jefe Regional UNS - JaliscoPublicado en Revista Arké ( Revista Teórica e Ideológica del Movimiento Nacional Sinarquista)
 

     Es una dura tarea hallar el medio para llegar a la Justicia Social, empezando por tratar de definir que quiere decir éste viejo y aparentemente ambiguo concepto.

 

     Justicia Social podemos entenderla como una sociedad donde se garantiza a todos los ciudadanos sus derechos básicos: alimentación, salud, educación, trabajo en condiciones dignas, información…

 

     La democracia liberal, la de los mercaderes, supuestamente garantiza en sus leyes el acceso a todos éstos derechos. Pero en la realidad no se da. ¿Por qué?

 

     Porque la libertad según el liberalismo depende de la acumulación de riquezas. Justifica las diferencias y mantiene una lucha de clases donde la clase dominante (la minoría) puede decidir el rumbo y las condiciones sociales del resto (la mayoría).

     Aquí no cuentan los valores éticos ni la historia personal ni las necesidades básicas.

 

     Esto es, sólo se valora la capacidad de crear riqueza y el sentido de la vida es gastar lo ganado. Aparentar, derrochar.

 

     Donde se crea riqueza es en la empresa. El medio de producción de bienes y servicios. Ahí, las relaciones de los seres humanos se vuelven conflictivas. A algunos les toca trabajar menos y ganan mucho más. Otros son contratados según las necesidades de la empresa y despedidos por la misma razón, otros, son sub-contratados en condiciones precarias o con argucias diversas, se les paga mal y son liquidados en forma ridícula, esto es: inestabilidad laboral, etc.…

 

     En la empresa tal como es ahora, se gesta la ideología que sostiene a nuestra sociedad: una guerra de todos contra todos, el lucro como motor de la historia, la avaricia como valor fundamental. Se le llama Capital a esa riqueza acumulada, y capitalismo al Sistema Social y Económico que justifica ésta realidad.

 

     ¿Hay alternativas?

 

Sí, varias.

 

     Existió una que se le llamó Economía Socialista según los marxistas soviéticos. El Estado controlaba todo. Planificaba según las necesidades del Estado. Las masas humanas podían tener salud y educación, deporte y cultura. Pero al organizar todas las actividades en torno a un Partido Único, en torno a un Caudillo y al considerar crimen de Estado toda disidencia, se volvió asfixiante y autoritario en extremos graves.

 

     Existen varias versiones de socialismo, algunas más afortunadas, pero las estudiaremos en otro momento. Basta decir que somos críticos a las versiones marxistas dogmáticas, que pecan casi todas de autoritarismo.

 

    Hay otras como el cooperativismo. Empresas propiedad de los trabajadores. Son creadas por la solidaridad y la fraternidad de sus miembros. En México, han tenido una larga historia, teniendo como antecedente los “Hospitales” de Tata Vasco, pero mucho más atrás, en varias culturas antiguas existía el Tequio, una especie de trabajo comunitario voluntario.

     El Cooperativismo ha sido impulsado sobre todo por grupos cristianos ligados a sindicatos, al trabajo de base entre campesinos, indígenas y barrios populares.

     Aún así, tiene sus limitantes: son islas de solidaridad en un océano de avaricia. Esto es: son intentos de organización laboral con valores éticos, pero teniendo que competir y que interactuar con un Sistema que sigue guiándose por el lucro y la avaricia.

     Tenemos ejemplos positivos como la empresa Euzkadi en Jalisco, la embotelladora Pascual en el DF y otras.

 

     Los Sinarquistas desarrollamos desde la Fundación, cooperativas y cajas de ahorro aunque nuestro pecado fue no haber sabido organizar una Red eficaz. Y tal como en la frase de más arriba: nuestras islas de solidaridad se hundieron en los océanos del capitalismo individualista. Con excepciones.

 

(De unos años hacia acá, Leonardo Andraca y Maximino Avilés (Jefe Nacional de la UNS y presidente nacional de la UNTC respectivamente, han vuelto a organizar las redes cooperativistas, tomando en cuenta nuestras anteriores experiencias, buscando en ésta nueva etapa, tener mejores y permanentes resultados).

 

     Entonces…de nuevo la pregunta: ¿Qué alternativas hay?

 

     González Gollaz decía que la Empresa Comunitaria es el grado mas evolucionado de una empresa cooperativa. Pero también dice que es necesario transformar el Sistema Social, político y económico. No podemos caer en la ingenuidad de tener unas pocas empresas modelo en una sociedad que se hunde en la injusticia. Simplemente estaríamos alargando un poco más la vida de los cooperativistas, pero terminarían por caer, ahogados por los poderosos intereses comerciales y políticos de las grandes empresas capitalistas.

 

     Así, tenemos que construir una Nueva Sociedad. Aprendiendo del pasado: Una nueva forma de organización social no va a imponerse por la fuerza. Sin embargo se tiene que transformar el Estado y la organización política. Ordenemos el rompecabezas:

 

    Hay que ir construyendo los pequeños ejemplos de nueva sociedad. Esto es:

 
  1. Impulsar una Cultura Solidaria. Cuestionar los elementos de nuestra cultura que entorpecen la Solidaridad y la voluntad de auto dirigirse. (El egoísmo, la pasividad, el miedo, la flojera).
  2. Estudiar y profundizar en la legislación laboral vigente (Art.123 de la Constitución Mexicana por ejemplo) para profundizar mucho más en éstos derechos y sobre todo que sean algo real: Ejemplo: se dice que todos los mexicanos en edad de trabajar tienen derecho a la Seguridad Social. Esto no es real. Solo 13 millones de mexicanos están afiliados al IMSS y muchas veces con un salario mucho menor al real. La Participación de Utilidades que fue una de las conquistas impulsadas por los sindicalistas Sinarquistas, es prácticamente nula.
  3. Ante los intentos de eliminar o reducir los derechos ya establecidos (Salud, Pensiones, Reparto de Utilidades, etc.…) debemos mantener una resistencia activa. Y más aún: debemos exigir que se modifique el Art.123 en su cláusula sobre el Reparto de Utilidades (Anexo).
  4. El Siguiente paso es introducir en la Legislación Laboral, un mecanismo para que los trabajadores puedan tener cierto grado de participación en la empresa en que trabajan.
  5. Debemos luchar porque en la Legislación, se prevea con más amplitud y garantías, el Sector de Empresas Comunitarias.

    Hemos planteado desde hace años, la necesidad de crear una economía con tres polos: Economía Social (planificada y coordinada por el Estado), Economía Privada (Con responsabilidad social) Economía de Autogestión y/o Comunitaria.

 

     Para lograr esto, necesitamos transformar el Sistema de Gobierno. El Modelo de Estado que tenemos. Pero esto es a largo plazo.

 

     Ese nuevo sistema de gobierno, esa nueva forma de organizar al Estado, esa nueva forma de organizar la sociedad y de resolver las necesidades básicas, le llamamos genéricamente Nueva Sociedad Sinarquista o Nueva Sociedad. En realidad no creemos que sea fruto de nuestro solo esfuerzo. Habrá muchos que sin ser Sinarquistas trabajen por la misma Causa. Son bienvenidos sus aportes y trabajaremos en forma solidaria.

 

     Son varios los caminos que nos llevan a esa Nueva Sociedad:

a)      la Acción Política: Ir ganando espacios sobre todo en el Municipio. Antes luchábamos por el Municipio Libre. Ahora luchamos por la Democracia lo mas Directa posible. Jugar con las reglas del actual Sistema, no quiere decir aceptación del mismo, sólo quiere decir que jugando ciertas reglas, podremos poco a poco ir introduciendo otras nuevas.

 

                 Por Ejemplo: necesitamos regidores, diputados, senadores, que vayan pugnando por afianzar los Derechos Laborales y Sindicales. Que protejan y amplíen los Derechos de las Cooperativas ( debemos apoyar a empresas como Euzkadi y Embotelladora Pascual, así como a nuestras propias cooperativas). El PAN ha impulsado medidas acertadas dentro de su esquema capitalista en general equivocado: Seguro Médico Universal, Proyectos y Programas de apoyo financiero y en capacitación a negocios familiares o micro créditos. Hay que aprovecharlos y profundizar en ellos. Sin caer en la ingenuidad de creer que con esto están resolviendo de raíz los problemas.

 

b)     Acción Autogestionaria y Cooperativismo. Continuar con los Proyectos Productivos que Maximino y  el ex Jefe Andraca siguen impulsando. Nuestro Cooperativismo debe madurar y ser institucional. Debemos madurar como organización para que no ahoguemos nuestras propias estrategias. Las iniciativas de Ahorro Popular, de Gestion de Proyectos, asesoría en SAGARPA u otras instituciones, debemos tomarlas con el debido sentido crítico. Y aparte de la formación técnica, debemos cuidar muy bien la formación ideológica. Debemos resaltar el objetivo final de toda cooperativa, o empresa comunitaria: La Nueva Sociedad  Post-Capitalista. Solidaria, sustentable, justa y ética.

c)      Acción Cultural. Debemos propiciar el sentido crítico en lo cultural. No todo lo que expresa un Pueblo es sano. Hay que discernir que elementos son sanos y sirven para construir esa Nueva Sociedad y cuáles no.

      La apatía, el miedo, el conformismo, el creer que siempre deben ser otros los que hagan las cosas, la sumisión, la falta de sensibilidad, etc… son expresiones que matan el espíritu de Justicia Social. Porque matan la Solidaridad y la mística que necesita un Pueblo para hacer grandes cambios históricos.

 

     En cambio, la hospitalidad, la confianza, la entrega, la fraternidad, el sentido de familia y de comunidad, la espiritualidad ocupada en lo social, el sentido de Patria, la Identidad, el orgullo como Nación, son elementos que permiten fortalecer la voluntad y despertar conciencia. Permiten forjar un modo de ser, pensar y vivir en sintonía con la empresa comunitaria y por lo tanto con la Nueva Sociedad.

 

    La Cultura se depura a través de sus mismas expresiones: el Arte: danza, poesía, canciones, murales…. La religiosidad de la gente: de una religiosidad pasiva, a una religiosidad profunda y crítica, los símbolos de la Patria: de ser algo propio de la “autoridad” hacerlos elementos de rebeldía al Sistema: Ejemplo: la Bandera Mexicana y el Escudo que significan la lucha del espíritu y de la evolución (Águila) contra los valores de la sumisión, la injusticia y la violencia ( la Serpiente) *.

 

      Debemos ser abiertos a toda expresión cultural aún cuando no necesariamente la compartamos y críticos a esos elementos aunque nos parezcan inofensivos ( sí, ciertos programas de TV, ciertas modas y costumbres ).

 

     La empresa comunitaria solo podrá florecer en un nuevo modelo social – político y cultural. Nuestro siguiente capítulo habla de lo que es una Empresa Comunitaria y algunas consideraciones específicas: Cómo funciona, quien la dirige, como ejerce su ética y a la vez, la competitividad, la administración eficaz, etc.…

 

 

1.- Ver El Misterio del Águila y la Serpiente. Guillermo Marín. En Revista Sinarquía ( En Red: http://sinarquismo.tripod.com/Mexicanidad.htm

 

2.- Esquema a manera de ejemplo (muy simple) de las diferencias entre diferentes modelos económicos:

CapitalismoEconomías TotalitariasEconomía Solidaria

Los dueños de la empresa dirigen según las necesidades suyas.

Los burócratas dirigen según las necesidades del Estado.

La empresa es propiedad de los que trabajan en ella, por lo tanto, la dirigen para resolver sus necesidades.

El lucro y la avaricia son sus principios morales

Los principios son el amor a la Patria y al Pueblo en teoría. En realidad, es la burocracia  quien se beneficia. Patria y Pueblo son conceptos ambiguos y distantes.

La Solidaridad y la fraternidad, la ayuda mutua. Así también, la Idea de Patria se vuelve concreta y voluntaria. El Pueblo adquiere también un sentido real y próximo.

La tecnología está al servicio del mercado

La Tecnología está al servicio del Partido.

La Tecnología es usada en forma general, con esto, viene la educación y capacitación de grandes sectores de la población.

El Mercado define quien resuelve sus necesidades

El Partido define quien resuelve sus necesidades

Quien trabaja, define como resolver sus necesidades, al ser co-propietario de la empresa en que trabaja.

El Poder es de quien tiene más dinero (Capital).

El Poder es de quien tiene el control del Partido.

El Poder tiene otras bases: la participación, la conciencia, la experiencia, la ética.

El Estado se convierte en guardián de los dueños de las empresas. Sus programas sociales suelen ser superficiales e ineficaces.

El Estado sí resuelve algunos aspectos de Salud, Educación, alimentación… Pero al eliminar la crítica,  impide su propia evolución y si empiezan a existir corrupción, deficiencias, etc.…no se dirán por temor a represión.

El Estado garantiza los procesos de autogestión, coordina la Economía Nacional y regula las empresas privadas. Al ser tres polos diferentes, necesita evaluar y planificar siempre. Obligando a mejorar sus procesos y su administración.

No hay Identidad Cultural ni Idea de Patria.

Hay Identidad Cultural, pero suele ser usada en forma propagandística más que en un sentido trascendente.

La Patria es la Comunidad de Comunidades. Identidad es efectivamente, la liga que une y no el yugo que somete.

El hombre esta sometido a la rentabilidad.

El Hombre es secundario, lo colectivo es superior.

Hay armonía entre lo colectivo ( Estado-Pueblo) y la Persona concreta.

 
08/05/2006 12:45 Sergio Estrada - Jefe Regional Jalisco Enlace permanente. Comunicados Oficiales

Comentarios » Ir a formulario

gravatar.comAutor: maria jesus jimenez madriz

si somos una sociedad comunista seriamos casiperfectos tenemos que ayudar a los demas para poder ser mejores personas

Fecha: 22/04/2009 19:23.


Añadir un comentario



No será mostrado.

(opcional)





Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris